Vacaciones con niños: ¿qué hotel será el más adecuado?

Planificar vacaciones en familia, con niños, es empezar una odisea. Buscar alojamiento que sea divertido para ellos y que no implique tantos gastos no parece tarea fácil.

Deben considerarse diferentes variables cuando  se viaja con niños, porque si les agobia el aburrimiento y comienzan a pasárselo mal, incordiarán y sus insistentes llantos harán poco agradables las vacaciones.

Por lo tanto, es recomendable considerar las alternativas que tendrán los niños. Y no solamente para ellos, sino también todos los que viajan, porque el cambio de rutina y las actividades que se realizan durante el día requieren despuésa un merecido descanso para reponer energías.

Recomendaciones para seleccionar el mejor alojamiento

Es importante elegir un buen hotel para toda la familia. Pero lo es aún más cuando se viaja con niños. Tanto el destino como el alojamiento forman parte de la tranquilidad durante las vacaciones.

Decidirse por alguno de los hoteles para ir con niños implica tener en cuenta algunos aspectos como los que se describen a continuación:

  • Destino: debe ser familiar y a la vez orientado a los niños, tanto por los lugares que quieren conocer como las actividades que puedan realizar. Por lo general se buscan hoteles que entretengan y diviertan a los más pequeños, sin darle mayor importancia a los sitios que visitar en el destino.
  • Descuentos: una vez decidido el destino, otro punto de vital importancia es el factor económico. Tener niños incluidos en el viaje requiere de gastos, pero en la mayoría de los hoteles hay ofertas para los menores de 12 años, y en algunos casos hasta los 16 años. Puede darse el caso de niños gratis, por lo tanto es conveniente conocer los descuentos y condiciones de cada alojamiento.
  • Habitaciones: es importante elegir las habitaciones, porque si hay niños muy pequeños que necesiten cunas, puede ser que sean gratuitas o que cobren un precio adicional por ellas. En el momento de reservar, hay que confirmar este punto. Si hay que pagar algo más, tal vez una opción sea llevar la cuna de viaje con el objetivo de ahorrar dinero.
  • Entretenimiento: en la mayoría de los hoteles familiares hay un área de entretenimiento e instalaciones diseñadas especialmente para los niños. Debe ser muy cuidadoso en cuanto la confiabilidad de esta, fijarse en los comentarios y fotografías de las instalaciones para comprobar que sean adecuadas para ellos. A parte de estas áreas, también conocer las actividades que ofrecen los hoteles que estén en juego la creatividad, diversión y hasta el medio ambiente.

Alternativa preferida: hoteles con toboganes acuáticos

Hay una gran variedad de hoteles para ir con niños. Los hay con parques acuáticos temáticos, con mini club, zonas en donde pueden realizar actividades artísticas, deportivas y culinarias, con piscinas de diferentes tamaños con olas y toboganes, zonas recreativas de juegos para niños y adultos. Una gran variedad de entretenimientos para que los más pequeños de la casa no se aburran y compartan tiempo agradable con su familia.

Los preferidos de muchas familias son los hoteles con toboganes, porque tanto los padres como los niños disfrutan mucho de estas instalaciones. Cualquier hotel con piscina hará feliz a los peques, pero si aparte tiene toboganes, es lo máximo para ellos.

No hay nada más divertido que estar saltando al agua de todas las formas posibles, de alturas diferentes dependiendo de la edad, los niños no estarán quietos ni por un momento. Además, este tipo de hoteles tienen programas especiales, seguridad en los parques acuáticos y obsequios sorpresas.

La mayoría de los hoteles ofrecen piscinas con toboganes. Decidirse por uno de ellos es una manera también de sorprender a los niños. Cada uno tiene sus reseñas y el precio de los paquetes que promocionan tanto para los más pequeños de la casa como para sus padres. Los niños estarán como peces en el agua, nunca mejor dicho, y su experiencia será tan maravillosa que no querrán abandonar la piscina. Como consecuencia llegarán exhaustos a su habitación, por lo que muy probablemente no habrá necesidad de buscar otra diversión.

Esa es una de las razones más importantes del por qué elegir un hotel con toboganes para ir de vacaciones, se disipa un poco la preocupación del fastidio o aburrimiento que puedan sufrir durante la estancia.

Contanos tu experiencia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este formulario recopila su nombre y correo electrónico para que podamos comunicarnos con usted. Consulte nuestra política de privacidad para más información. Doy mi consentimiento para que esta web recopile mi nombre y mi correo electrónico. *